Juan David celebra

Lo venía buscando, estuvo cerca en varios compromisos y en el partido anterior por fin llegó. El primer gol del blanco ante Chicó lo convirtió el volante Juan David Rodríguez Rico, su primera anotación con la camiseta del Once Caldas.  En su concepto, es el resultado del trabajo y de atender las indicaciones del cuerpo técnico: “Hay que llegar al área, ya había tenido una y bueno,  el trabajo, la insistencia del profesor que me dice que pise el área y gracias a Dios se me dio el gol”.

Luego vino el empate del visitante, pero el Once Caldas siguió compitiendo, buscando el arco rival  para montarse de nuevo en el marcador y lo consiguió con dos tantos de Kevin Londoño para el definitivo 3×1. “Este es un juego de emociones, los jugadores más experimentados nos mantienen con la mentalidad fuerte, así seguimos manteniendo el control y pudimos volver a marcar para concretar la victoria”.

El volante antioqueño de 25 años, que se unió al conjunto blanco a mitad de año, un jugador rápido, con buena técnica y buen remate que se ha ido ganando el cariño de los hinchas, destaca que este triunfo se logró gracias al trabajo, a la entrega, al compromiso y a las ganas de todo el equipo: “Gran partido del equipo, ganamos bien, seguimos invictos, en el segundo lugar y ratificando el buen trabajo”. 

“En Medellín hicimos un gran trabajo, ahora debemos ratificarlo acá, seguir manteniendo la idea de juego que tenemos y obviamente a conseguir la clasificación a cuartos que es lo que todos queremos. Vamos a salir a proponer, estamos en casa, creo que si hacemos un gol vamos a estar más cerca del objetivo”.

El conjunto blanco entrenó este lunes en la mañana, en la cancha del bosque popular El Prado, preparándose para el próximo compromiso que será este jueves en Palogrande, a las 7:30 de la noche, ante Medellín, partido de vuelta por los octavos de final de la Copa Águila, en la ida, el blanco se impuso 0x1.