Así fue el regreso de Soto, héroe del 2004

13680508_1028906287165274_5848676216634181602_n 13716188_1028906470498589_1115965853683030702_n 13781888_1028906667165236_3425437212030824558_n

Al minuto 61 del juego Once Caldas-Águilas, el profesor Javier Torrente envió a la cancha al manizaleño Elkin Soto. En ese momento, el capitán José Fernando Cuadrado corrió desde su arco hasta la mitad del campo para entregarle la banda de capitán, en un acto de reconocimiento a su experiencia, a su trayectoria y a su liderazgo. Así volvía a jugar con el equipo de su tierra, “el sultán”, uno de los héroes del 2004, año en el que el conjunto blanco ganó la Copa Libertadores de América.

10 años y 6 meses pasaron desde su último partido oficial con el blanco hasta hoy. En ese período, el volante caldense actuó en el Barcelona de Ecuador, en el Mainz 05 de Alemania (club del que se retiró después de sufrir una lesión de rodilla que lo tuvo por fuera de las canchas durante más de un año) y en la Selección Colombia de mayores.

Soto dio un envión anímico al equipo, hizo pase de gol para que Óscar Estupiñán marcara el descuento frente al equipo antioqueño y también hizo un potente disparo con su pierna zurda, en el que la pelota pasó cerca del arco del conjunto visitante.

Al final del compromiso del reencuentro del “sultán” con su equipo y sus hinchas, expresó a la prensa: “Me sentí muy feliz de volver a vestir la camiseta del Once Caldas, después de jugar por más de 20 minutos me sentí muy contento de ponerme de nuevo los guayos. El 2015 fue un año muy difícil, y ahora hay que rescatar el carácter del equipo durante los 90 minutos, un 0x2 en contra es muy duro, tuvimos opciones claras, intentamos hasta el final”.

El juego entre Once Caldas y Águilas terminó con marcador 1×2. El equipo da vuelta a la página de ese resultado en el que hizo todo por ganar, ahora piensa en prepararse para visitar a Millonarios, este jueves 21 de julio, en partido adelantado de la fecha 11 de la Liga Águila, por refacciones en El Campín.